Un ama de casa diseña un exitoso apósito para corregir las orejas de soplillo

602_noticias

Ya se han vendido más de 60.000 unidades. Lo pueden utilizar los niños a partir de los tres años y también los adultos

Francisca Gamero estaba obsesionada con las orejas de su hija pequeña, que se empeñaban en doblarse y despegarse cuando se quedaba dormida. Empezó poniéndole esparadrapos para mantenerlas en su sitio, pero aquella idea fue tomando forma poco a poco hasta convertirse en un producto del que han vendido ya más de60.000 unidades en las farmacias de toda España.

Este ama de casa se lanzó a buscar una alternativa al esparadrapo casero. La obsesión por las orejas de su hija y su vena empresarial se unieron para dar lugar a Disras, una empresa que fabrica Otostick, pequeñas prótesis de silicona para corregir la oreja, y que da trabajo a nueve personas en la localidad de Don Benito.

Otostick es una pequeña prótesis transparente y adhesiva capaz de mantener la oreja en su posición correcta, manteniéndola pegada a la cabeza gracias a su forma eergonómica. Está fabricada a base de materiales hipoalergénicos y fue posible gracias a la colaboración de la Universidad de Alicante. Como explica su creadora, está indicada para niños a partir de tres años aunque también lo pueden emplear los adultos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *